El Estado de Tamaulipas nos comparte:

Es perfectamente demostrable que el grado de escolaridad alcanzado por una persona constituye un determinante para acceder a oportunidades más importantes en diversos satisfactores, como pueden ser empleos mejor remunerados, más amplias coberturas de atención médica y seguridad social, mejores esquemas de financiamiento para la adquisición de viviendas, entre otros dividendos sociales que repercutirán en su calidad de vida.

La cobertura y permanencia escolar versus deserción de las aulas de los adolescentes que cursan el nivel de bachillerato se empiezan a abrir en este nivel de escolaridad. De los 177,141 adolescentes de 15 a 17 años, 53,655 no están inscritos en algún plantel educativo. Esta tendencia de abandono escolar en esta etapa de vida y que se expresa simple y llanamente en la inconclusión de su nivel de instrucción, tiene un impacto directo en la estructura presupuestal del estado que se materializará en un mediano y largo plazos, cuando se incrementen la necesidades para atender la salud de este segmento de la población; también se expresará en los servicios sociales y de atención al incremento de los casos de criminalidad que demandarán dada su baja contribución a la productividad. Este último planteamiento de ninguna manera constituye una afirmación en el sentido de que la baja instrucción y la condición de pobreza que puede llegar a caracterizar a las y los adolescentes que desertan de la escuela es una condicionante para que sean estigmatizados como delincuentes; sin embargo, son condiciones que pueden llegar a considerarse como un terreno fértil para que fructifiquen en ellos conductas delictivas.

Con el Programa de Telebachilleratos Comunitarios, se impulsa este servicio educativo en la modalidad escolarizada en la totalidad de los municipios del estado, mediante extensiones en las localidades con mayor población y telebachillerato en las comunidades 10 33 menos pobladas. Actualmente operan 40 telebachilleratos en poblaciones de 1,500 habitantes, donde no existe un servicio similar en un área de 5 kilómetros, atendiendo a 1452 alumnos en 18 municipios.

Programas como el anterior, de acuerdo a la información proporcionada por la Subsecretaría de Planeación de la SET, han permitido una reducción en el indicador de deserción escolar a nivel bachillerato, para avanzar en el cumplimiento de este compromiso.


El Estado de Tamaulipas nos comparte:

Las acciones que se llevan en el estado mediante el Programa de Salud Sexual y Reproductiva del Adolescente permiten trabajar para el logro de este compromiso. En Tamaulipas se realizan acciones encaminadas a prevenir los embarazos en adolescentes, con enfoque de derechos, equidad de género y resiliencia.

Además, se desarrollan acciones preventivas interinstitucionales y prevención secundaria con protección anticonceptiva pre y post-evento obstétrico, con el objetivo de disminuir los embarazos en menores de 18 años.

En cuanto a este punto, desde la adhesión a la Iniciativa se observa una disminución en el porcentaje de embarazos de 29.2% a 28.2% al primer semestre de 2015, lo que significa la reducción en un punto porcentual (Fuente: Subsistema de Información en Salud, SIS; Sistema Automatizado de Egresos Hospitalarios, SAEH; Sistema de Certificados de Nacimientos, SINAC; Sistema de la Dirección General de Información en Salud, DGIS).

Las estrategias para la reducción del embarazo en adolescentes incluyen la coordinación interinstitucional, la capacitación a docentes de educación media superior, a 150 mil adolescentes en salud sexual y reproductiva, en primer nivel de atención, sobre derechos sexuales y reproductivos, y a personal de los Servicios Amigables del Adolescente.

Existen 27 Servicios Amigables del Adolescente que llevan a cabo las siguientes acciones:

o Brindar orientación y consejería en salud sexual y reproductiva, atención médica y psicológica.

o Ofrecer control prenatal: aplicación de vacunas, reparto de micronutrientes, revisión dental, orientación y consejería sobre métodos anticonceptivos e infecciones de transmisión sexual.

o Ofrecer capacitación en temas de embarazo, parto y puerperio, salud sexual y reproductiva, lactancia materna y otros como vacunas, tamiz auditivo y metabólico, salud mental, violencia en el noviazgo y depresión postparto.

Además, se lleva a cabo la Estrategia “Guía para Padres” y el Taller de prevención de embarazo “Todo a su Tiempo”. Las acciones incluyen, también, como algo a destacar: 1) la capacitación a adolescentes en temas de salud integral mediante trabajo lúdico, y 2) la incorporación de la estrategia de pares (de adolescente a adolescente) para el trabajo preventivo. Se ha priorizado la focalización de las acciones a las regiones con mayor tasa de embarazo en adolescentes.


El Estado de Tamaulipas nos comparte:

La Ley de Centros de Atención Infantil del Estado de Tamaulipas fue promulgada el 13 de noviembre de 2014. Tiene por objeto regular las bases, condiciones y procedimientos para la creación y funcionamiento de los Centros de Atención Infantil, procurando la seguridad, la salud, la protección integral y el desarrollo de niñas y niños.

En ella se establece el Registro Estatal de Centros de Atención Infantil, bajo la responsabilidad del Sistema Tamaulipas, se crea la Licencia Única para Operar Centros de Atención, expedida por la Secretaría de Salud, y el Consejo Estatal de Centros de Atención Infantil, como una instancia normativa, de consulta y coordinación, a través de la cual se da seguimiento a las acciones que tengan por objeto promover mecanismos interinstitucionales que permitan establecer políticas públicas y estrategias para la atención, cuidado y desarrollo integral infantil en los centros.

El Reglamento de la Ley, publicado el 27 de agosto de 2015, tiene entre sus objetivos garantizar que la prestación de servicios para la atención, cuidado y desarrollo integral infantil se otorgue en un marco de ejercicio pleno de los derechos de niñas y niños. Regula la autorización de la licencia de funcionamiento de los Centros de Atención que se otorga a los prestadores de servicios y la operación del Registro Estatal, además de que establece el funcionamiento del Consejo.

El Consejo Estatal de Centros de Atención Infantil fue instalado en Tamaulipas el 3 de julio de 2015. Sus integrantes son los siguientes:

  • Secretaría de Salud (Presidente)
  • Secretaría de Educación (Vicepresidente)
  • DIF Tamaulipas (Secretario Técnico)
  • Secretaría General de Gobierno
  • Secretaría de Desarrollo Social
  • Coordinación General de Protección Civil
  • Delegación de la SEDESOL
  • Delegación del IMSS
  • Delegación del ISSSTE
  • Delegación de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social

En un diagnóstico previo realizado en el estado por el Sistema DIF Tamaulipas, se encontró que existen 630 Centros de Atención Infantil registrados en Tamaulipas. Las principales zonas de atención de dichos centros son la Frontera del estado (221 Centros), la zona conurbada sur del estado (180 Centros) y la capital, Ciudad Victoria (128 Centros). En esas tres zonas se localiza el 84% de los Centros de Atención Infantil.

A partir de la instalación del Consejo, se desarrolló el Programa Estatal de Supervisión, Acompañamiento, Monitoreo y Evaluación del Funcionamiento de los Centros de Atención Infantil, con el objetivo de difundir la Ley, regularizar los Centros, expedir la Licencia de Funcionamiento, conformar el Registro Estatal y llevar a cabo supervisiones conjuntas permanentes de las dependencias integrantes del Consejo.


El Estado de Tamaulipas nos comparte:

En 2015 se firmó un convenio interinstitucional entre el Sistema DIF Tamaulipas, la Secretaría del Trabajo y Asuntos Jurídicos, la Secretaría de Salud del estado, el Instituto Mexicano del Seguro Social y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, para reactivar los módulos de registro en los hospitales a través del programa Regístrame, Hazme Fuerte, para ofrecer de manera gratuita el registro de nacimiento, la primer acta de nacimiento y la CURP en los centros hospitalarios.

Existen 21 módulos de registro civil instalados en hospitales: 12 en centros hospitalarios de la Secretaría de Salud; 6 en hospitales del IMSS, y 3 en hospitales del ISSSTE, en los que se atiende el 97% de los nacimientos en el estado.

Con el objetivo de abatir el subregistro, se llevan a cabo acciones en territorio a través de las unidades móviles de Registro Civil que acompañan a las brigadas multidisciplinarias de otorgamiento de servicios a la población de colonias marginadas y localidades rurales, coordinadas por el Sistema DIF Tamaulipas.

Para continuar garantizando el derecho a la identidad de niñas, niños y adolescentes, se tiene como propuesta para el siguiente año ampliar los horarios y días de servicio de los módulos en centros hospitalarios y trabajar en una propuesta de reforma de la Ley del Registro Civil para promover que niñas y niños recién nacidos sean registrados antes de los 60 días de nacidos, considerándose extemporáneo el registro después de ese tiempo.


El Estado de Tamaulipas nos comparte:

Para proteger a niñas, niños y adolescentes, se llevan a cabo de igual forma programas de prevención de la violencia en el ámbito familiar, escolar y comunitario, implementados por distintas dependencias. Por ejemplo, el programa Soy Legal del Poder Judicial del Estado de Tamaulipas constituye una estrategia de vinculación social permanente en todos los municipios del Estado, el cual tiene por objeto dar a conocer a la sociedad, principalmente a los alumnos, sus padres y maestros, el quehacer jurisdiccional y contribuir al arraigo de la cultura de la legalidad y la formación cívica y ética de los alumnos.

El programa se realiza en coordinación con la Secretaría de Educación, la Secretaría General de Gobierno y la Secretaría Técnica de la Comisión Implementadora del Nuevo Sistema de Justicia Penal en el Estado. Además de fortalecer la asignatura de Cultura de la Legalidad del programa educativo que reciben los alumnos, el programa ayuda a que los alumnos aprendan jugando.

Para los alumnos de nivel secundaria, el programa se enfoca en darles pláticas impartidas por jueces con Especialidad en Justicia para Adolescentes quienes les explican las consecuencias 12 jurídico-penales de los delitos más comunes en los que se ven involucrados los adolescentes.

El programa, de 2013-2015, ha estado presente en 249 planteles de nivel preescolar, 261 primarias, 90 secundarias, en los que más de 562 mil niños han escuchado el mensaje de prevención que se lleva con el programa.

Además, con la intención de que niñas y niños, desde el inicio de su formación, comprendan el respeto a las normas, a las diferentes opiniones, a la diversidad de las personas y se promueva en ellos una cultura de la legalidad, se incluyó dentro del programa una convocatoria de Concurso de Dibujo y Cuento dirigido a alumnos de preescolar, primaria y secundaria a nivel estatal.

Los alumnos ganadores participan en una actividad denominada “Juez por un día” en la que pueden desempeñar el papel de jueces dentro de una sala de juicios orales.”