En el marco de la presentación del Informe de Avances de 10 por la Infancia 2011-2016 en Zacatecas, se destacó el Programa Estatal de Prevención y Atención de la Violencia Escolar.

Al respecto, en la sección de avance cualitativo del punto 10 de dicho Informe, se dice:

“A través de la Secretaría de Seguridad Pública se implementó el Programa Estatal de Prevención y Atención de la Violencia Escolar, creando Salas de Construcción de Paz y Justicia, que son espacios diseñados para la gestión preventiva de la violencia, solución pacífica de conflictos y formación continua de mediadores como Constructores de Paz.

“La implementación de estos espacios implica la participación de maestras/os, alumnas/os y madres y padres de familia realizando diagnósticos participativos en cada uno de los planteles educativos, para posteriormente impartir seminarios sobre el modelo de Intervención Restaurativa, hacia una cultura de paz, inclusión y tolerancia.”


 

El 1 de abril de 2016, el Estado de Oaxaca presentó su informe de avances de 10 por la Infancia 2010-2016 destacando sus avances en el marco de los 10 puntos:

En este punto de reducir la tasa de deserción escolar en la educación media superior, así como la inasistencia en ese mismo nivel educativo de los adolescentes de 15 a 17 años, se han logrado avances significativos, destacando los siguientes:

El porcentaje de eficiencia terminal aumentó de 36.41 (2011-2012) a 39.40 en el ciclo escolar 2013-2014.

En cuanto al porcentaje de absorción, incrementó de 81.13 (2011-2012) a 87.37 en 2014-2015.

En el tema de asistencia escolar entre adolescentes de 15 a 17 años de edad, aumentó de 64.41 en 2010 a 67.30 en 2015.

Referente a la cobertura escolar, se está a 1.19% de alcanzar la meta fijada que es aumentar a 50% la cobertura escolar en educación media superior, ya que de 46.17% (2011-2012) subió a 48.81% en el ciclo escolar 2014-2015)

En cuanto al abandono escolar y reprobación, igual se han obtenido buenos resultados, puesto que para el ciclo escolar 2014-2015 los porcentajes han ido disminuyendo.


El Estado de Tamaulipas nos comparte:

Es perfectamente demostrable que el grado de escolaridad alcanzado por una persona constituye un determinante para acceder a oportunidades más importantes en diversos satisfactores, como pueden ser empleos mejor remunerados, más amplias coberturas de atención médica y seguridad social, mejores esquemas de financiamiento para la adquisición de viviendas, entre otros dividendos sociales que repercutirán en su calidad de vida.

La cobertura y permanencia escolar versus deserción de las aulas de los adolescentes que cursan el nivel de bachillerato se empiezan a abrir en este nivel de escolaridad. De los 177,141 adolescentes de 15 a 17 años, 53,655 no están inscritos en algún plantel educativo. Esta tendencia de abandono escolar en esta etapa de vida y que se expresa simple y llanamente en la inconclusión de su nivel de instrucción, tiene un impacto directo en la estructura presupuestal del estado que se materializará en un mediano y largo plazos, cuando se incrementen la necesidades para atender la salud de este segmento de la población; también se expresará en los servicios sociales y de atención al incremento de los casos de criminalidad que demandarán dada su baja contribución a la productividad. Este último planteamiento de ninguna manera constituye una afirmación en el sentido de que la baja instrucción y la condición de pobreza que puede llegar a caracterizar a las y los adolescentes que desertan de la escuela es una condicionante para que sean estigmatizados como delincuentes; sin embargo, son condiciones que pueden llegar a considerarse como un terreno fértil para que fructifiquen en ellos conductas delictivas.

Con el Programa de Telebachilleratos Comunitarios, se impulsa este servicio educativo en la modalidad escolarizada en la totalidad de los municipios del estado, mediante extensiones en las localidades con mayor población y telebachillerato en las comunidades 10 33 menos pobladas. Actualmente operan 40 telebachilleratos en poblaciones de 1,500 habitantes, donde no existe un servicio similar en un área de 5 kilómetros, atendiendo a 1452 alumnos en 18 municipios.

Programas como el anterior, de acuerdo a la información proporcionada por la Subsecretaría de Planeación de la SET, han permitido una reducción en el indicador de deserción escolar a nivel bachillerato, para avanzar en el cumplimiento de este compromiso.


En su informe de 10xinfancia en 2013, el estado de Chiapas comparte sus acciones en relación a promover la educación media superior:

En 2013 se atiende a 66.98% de la población que se encuentra entre 15 y 17 años.

Las acciones realizadas han coadyuvado a que la eficiencia terminal incrementara 3.07 puntos porcentuales con respecto a 2012, que equivale a 3,569 alumnos más que el año anterior.

Programas de apoyo:

a) Tutorías: Es un plan de acción tutorial que da seguimiento académico a los alumnos, a fin de evitar la reprobación y aumentar la eficiencia terminal.

b) Construye-T: Tiene como propósito atender la dimensión psicosocial de los estudiantes, fortaleciendo las competencias genéricas que establece la Reforma Integral de la Educación Media Superior (RIEMS).

c) Becas: Otorgar apoyos que permitan a los alumnos culminar sus estudios”


¡Las organizaciones de la sociedad civil también contribuyen a 10xInfancia!

Conoce a la organización, CreSer para un Desarrollo Integral Infantil A.C. de Querétaro. La misión de CreSer es contribuir al desarrollo integral de las personas, comunidades e instituciones potencializando sus capacidades y habilidades para la autogestión,la salud y sostenimiento de una mejor calidad de vida así como del aprovechamiento de los diversos ámbitos en que interactúan, enmarcados en el respeto a los Derechos Humanos con perspectiva centrada en el desarrollo de los factores que facilitan la resiliencia personal y comunitaria.

Cuentan con un projecto para disminuir la posibilidad de rezago o abandono escolar en 10 escuelas consideradas de alto riesgo en el estado de Querétaro, impulsando acciones que promuevan la participación infanto juvenil, la capacitación de docentes, la formación de padres y madres de familia y la atención oportuna a situaciones de riesgo en el marco de la iniciativa 10 x la Infancia de la REDIM y Unicef México.